Cómo limpiar fácilmente la habitación infantil

23:18:00

Recoger jugando

Lo primero que tenemos que hacer es despejar la habitación infantil de elementos desperdigados. Los niños pequeños pueden ayudar en esta tarea arrojando juguetes y otros accesorios en cestas y contenedores. Los pequeños también pueden colaborar colocando los cuentos en las estanterías bajas.
Algo que les divierte y pueden comprender bien es llevar la ropa sucia al cesto asignado para ello.


Limpiar los juguetes

Los muñecos de peluche suelen acumular bastante polvo y suciedad, pero pueden lavarse en la lavadora con excelentes resultados. También son tejidos que tienen un buen secado. Si teméis que puedan desprender relleno, tened la precaución de meterlos antes en una bolsa de lavado. Dejar secar a la sombra.
Los juguetes lavables se pueden limpiar con un cepillo suave sumergiéndolos en agua tibia jabonosa.
Conviene desinfectar las piezas y juguetes de plástico de vez en cuando. Para ello dejadlos en remojo durante unos diez minutos en un cubo de agua con unas gotas de lejía. Hay que aclararlos y secarlos bien o dejar que sequen al aire antes de guardarlos de nuevo en cajas o cajones.


Limpiar el escritorio infantil

Para limpiar la habitación infantil y mantener el orden es importante despejar el escritorio al menos una vez a la semana. Lo mejor es involucrar al niño en esta tarea, ya que así también evitaremos tirar objetos que le sean necesarios.
Se trata de tareas sencillas pero efectivas, como apilar los libros juntos, organizar notas y papeles o distribuir otros elementos de escritorio en sus respectivas bandejas.
Limpiad el escritorio infantil con la ayuda de un trapo fino y un limpiador de usos múltiples.


Limpiar los textiles

Para limpiar con facilidad los textiles de la habitación infantil, utilizad los rodillos adhesivos para limpiar las sillas y cabeceros textiles. También puede resultar divertido enseñar al niño a utilizarlo.
Las pequeñas alfombras generalmente suelen lavarse en la lavadora. Conviene sacudirlas en el exterior al menos una vez a la semana. Los niños también pueden participar en estas tareas.


Limpiar las paredes

Un paño húmedo empapado en bicarbonato también suele dar buenos resultados en manchas de bolígrafo sobre las paredes.


Limpiar baldas y estanterías

Para limpiar las baldas y estanterías de la habitación infantil, lo mejor es quitar todos los objetos y limpiar el estante con una bayeta fina y la ayuda de un limpiador adecuado a la superficie. Después quitar el polvo de cada objeto haciendo hincapié en lados, bases y hendiduras.


Limpiar los cajones

Una buena solución para limpiar el interior de los cajones es utilizar el aspirador con la ayuda del accesorio de cepillo pequeño.


Limpiar colchones y somieres

La cama infantil merece especial atención en cuanto a su limpieza, ya que los niños son descuidados por naturaleza y pueden depositar allí comida u otros productos desechables. Utilizad con frecuencia el cepillo accesorio del aspirador para la parte inferior de la litera y los laterales de los colchones.


Limpiar esquinas

Los aspiradores también suelen incluir un accesorio para las esquinas de las paredes y las esquinas del techo a fin de eliminar telarañas y acumulación extra de polvo. El mango de una escoba con un trapo fino atado al final puede resultar muy efectivo.


Limpiar superficies de madera

Para pulir y limpiar a fondo las superficies de madera de la habitación infantil, es una buena solución emplear ceras o aceites perfumados al limón o a la bergamota. Limpiar las huellas dactilares y otras manchas frotando con un paño suave en pequeños círculos. Para terminar pasar un paño seco.
Para una limpieza más profunda de la madera, incluso de las paredes de madera, utilizad una solución a base de una taza de bicarbonato, una taza de vinagre blanco y media taza de amoniaco por cada cuatro litros de agua.
Frotad suavemente con una esponja o trapo humedecido en la mezcla y aclarad después con un trapo limpio.
Para limpiar en profundidad los suelos de madera sellados con poliuretano puede ser suficiente pasar un paño o fregona húmedos.
Para los pisos de madera con acabados de laca o barniz, utilizad un limpiador de pulimento. Es importante frotar suavemente en la dirección de la veta.

Los mejores colchones para niños
Ver las mejores películas ecológicas para niños

You Might Also Like

0 comentarios

Subscribe